Las principales características del empresario individual

El empresario individual es la persona física que realiza en nombre propio y por medio de una empresa, una actividad comercial, industrial o profesional.

No tiene una regulación legal específica y está sometido en su actividad empresarial a las disposiciones generales del Código de Comercio en materia mercantil y a lo dispuesto en el Código Civil en materia de derechos y obligaciones. Tiene control total de la empresa por parte del propietario, ya que dirige su gestión.

La personalidad jurídica de la empresa es la misma que la de su titular (empresario), quien responde personalmente de todas las obligaciones que contraiga la empresa.

No existe diferenciación entre el patrimonio mercantil y su patrimonio civil.

No precisa proceso previo de constitución. Los trámites se inician al comienzo de la actividad empresarial.

La aportación de capital a la empresa, tanto en su calidad como en su cantidad, no tiene más límite que la voluntad del empresario.

empresario individual

VENTAJAS:

Es una forma empresarial idónea para el funcionamiento de empresas de muy reducido tamaño.

Es la forma que menos gestiones y trámites exige para la realización de su actividad, puesto que no hay que realizar ningún trámite de adquisición de la personalidad jurídica.

Puede resultar más económica, dado que no se crea persona jurídica distinta del propio empresario.

INCONVENIENTES:

  1. El empresario responde con su patrimonio personal de las deudas generadas en su actividad.

2. Si el empresario o empresaria están casados puede dar lugar a que sus actividades alcancen al otro cónyuge, según la clase de bienes:

• Los bienes propios de los cónyuges empresarios quedan obligados a los resultados de la actividad empresarial.

• Los bienes gananciales pueden quedar obligados por consentimiento expreso o por presencia y consentimiento.

• Los bienes privativos del cónyuge del empresario pueden quedar obligados por consentimiento expreso en escritura pública.

Tributa por tipos más elevados cuanto mayor es su volumen de renta con tipos impositivos de hasta el 43% (27,13% el tramo estatal y 15,87% el tramo autonómico, que las comunidades pueden modificar, la única que lo ha hecho es la de Madrid, estableciendo un tipo del 15,77%), mientras que las sociedades tributan al tipo fijo del 30% sobre los beneficios (o el 25% para los primeros 120.202,41 euros, en empresas con cifra de negocios inferior a 8 millones de euros).

Los libros dependerán del régimen fiscal concreto a que esté sometido el empresario, a tenor de lo dispuesto en la Ley 35/2006, de 28 de noviembre, del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y de la modificación parcial de las leyes de los impuestos sobre sociedades, renta de no residentes y patrimonio y en el Real Decreto 439/2007, de 30 de marzo, por el que se aprueba el Reglamento del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y se modifica el Reglamento de Planes y Fondos de Pensiones aprobado por Real Decreto 304/2004, de 20 de febrero.

• Si desarrollan actividades empresariales, que tengan carácter mercantil y determina el rendimiento en la modalidad normal del método de estimación directa, está obligado a llevar los libros oficiales del Código de Comercio (art. 25 del Código de Comercio), que deberá legalizar en el Registro Mercantil. Estos libros son:

1. Libro Diario

2. Libro de Inventarios y Cuentas anuales

Si la actividad empresarial no tiene carácter mercantil o si determina el rendimiento en la modalidad simplificada del método de estimación directa deberá llevar Libros Registros, sin ser necesaria la llevanza de los de Comercio (cuya obligatoriedad quedaría cubierta por la de aquéllos). Estos libros registros son:

3. Ventas e Ingresos

4. Compras y Gastos

5. Registro de Bienes de Inversión

Si el empresario está acogido al régimen de estimació n objetiva, no está obligado a llevar libro alguno, si bien debe conservar los justificantes de sus operaciones. En el caso de que aplique deducción por amortizaciones, debe llevar un libro de Registro de Bienes de Inversión. Además, en las actividades cuyo rendimiento neto se determine teniendo en cuenta el volumen de operaciones, habrá de llevar un libro registro de ventas.

LEGISLACIÓN:

• Código de Comercio en materia mercantil

• Código Civil en materia de derechos y obligaciones

TRÁMITES PARA EJERCER LA ACTIVIDAD:

En el Registro Mercantil

– Inscripción de la empresa (de carácter voluntario)

En la Agencia Tributaria

– Declaración Censal

En la Tesorería Territorial de la Seguridad Social

– Solicitud y alta de trabajadores por cuenta propia (Régimen Especial Autónomos)

– Inscripción de la empresa especificando si se opta por el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) o por una Mutua para la cobertura de accidentes de trabajo y enfermedades profesionales (sólo en el caso de contratar a trabajadores).

– Afiliación y alta de trabajadores al Régimen General de la Seguridad Social (sólo si se contratan trabajadores).

En las Consejerías de Trabajo de las CC.AA.

– Comunicación de apertura del centro de trabajo

En la Inspección Provincial de Trabajo

– Obtención y legalización del Libro de Visitas – Obtención del calendario

En el Ayuntamiento

– Licencia de obras

– Licencia de apertura

– Alta en el Impuesto sobre Bienes Inmuebles

Leave a Reply

Your email address will not be published.

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>